Línea Ética de Grupo AVAL

Grupo Aval pone a disposición de sus funcionarios, proveedores, contratistas, accionistas y demás grupos de interés la LÍNEA ÉTICA DE GRUPO AVAL, el cual es un canal receptor de denuncias, que busca fortalecer la efectividad de los mecanismos que permitan la prevención, detección, mitigación y tratamiento de eventos de fraude. 

 

El objetivo principal de la Línea Ética es que nos reporten los eventos o situaciones potenciales relacionados con fraudes, malas prácticas, corrupción, lavado de activos y cualquier otra situación irregular al interior de Grupo Aval y sus entidades vinculadas.

 

La LÍNEA ÉTICA DE GRUPO AVAL ha sido establecida bajo parámetros de seguridad que garantizan la confidencialidad de la información suministrada y protegen la identidad de quien hace la denuncia. 

 

Entre las denuncias que se pueden hacer en esta línea se encuentran: uso inadecuado y apropiación indebida de bienes de la entidad, actos deliberados en contra de los valores y principios establecidos en los códigos de ética, conducta y/o buen gobierno, violación de normas, políticas o procedimientos de la entidad, información financiera no confiable, actos de extracción o revelación indebida de información privilegiada o restringida y otros actos que se consideren contrarios a las normas.